El niño y su dentista

Una de las preguntas habituales que los padres hacen a su dentista es cuándo deben empezar a cuidarse los dientes de un bebé. Aunque lo recomendable es que su primera visita a la clínica dental se produzca antes de los dos años, la higiene dental es una responsabilidad que deben asumir los padres desde el principio.

Los primeros cuidados dentales en bebés

Una vez que aparezcan los primeros dientes (6-8 meses), dedemos limpiarlos diariamente utilizando una gasa empapada en un enjuague fluorado que concentremos diariamente. Este método se alargará hasta el año de vida del bebé, cuando empezaremos a utilizar un cepillo de dientes. Lo haremos todavía sin pasta dentífrica y será indispensable siempre la supervisión de un adulto.

Es importante que el niño visite una clínica dental especializada en odontopediatría durante este segundo año de vida ya que hasta uno de cada tres niños de menos de 6 años tienen caries en España. Las caries son habituales en niños.

La primera pasta dentífrica en un niño

No empezaremos a utilizar pasta de dientes fluorada hasta que el niño cumpla tres años. La concentración de fluor recomendable sería de 500ppm y luna cantidad de pasta dentífrica del tamaño de un guisante. Durante el cepillado debemos intentar llegar a todas las superficies de todos los dientes y no dedicar nunca menos de dos minutos.

A partir de los 6 años de edad debemos aumentar la frecuencia del cepillado hasta un mínimo de dos veces al día, utilizando ya pastas dentales con una concentración de flúor a partir de 1000 ppm. Durante estos años es importante que supervisemos siempre el cepillado dental de nuestros hijos y que tengamos en cuenta la importancia del ejemplo de sus padres. Un niño que ve como sus padres se cepillan los dientes lo asumirá como algo más natural. Recordemos que los padres son siempre el modelo a seguir.

Las primeras visitas a la clínica dental de un niño

En las visitas a la clínica dental, el dentista podrá aplicar geles o barnices de alta concentración de fluor que ayudarán a prevenir la caries dental. A partir de los 6 años aparecerán las primeras muelas definitivas, que podrán requerir este cuidado especial por parte de los dentistas.

El sangrado de encías durante el cepillado es una señal de alarma, ante esta situación es recomendable solicitar cita en la clínica dental. El dentista será siempre la persona que te pueda ayudar a mejorar tu higiene oral y a mantener una sonrisa sana durante toda la vida.