Es la extracción de la pulpa infectada del diente. 

Las endodoncias son tratamientos habituales en cualquier clínica dental y por supuesto también en las consultas Araújo.

Se les llama también tratamiento de conductos y consiste en la eliminación de la pulpa, o zona interior del diente, que contiene arterias, venas, nervios y tejido conjuntivo. Esta es la parte que lo nutre y que, cuando se infecta, debe ser eliminada para evitar el paso de los gérmenes al hueso en el que se aloja.

Normalmente la endodoncia se practica ante la presencia de piezas dentales fracturadas o con caries profundas. Cuando un dentista se encuentra frente a una infección de este tipo debe realizar una endodoncia. De este modo el diente quedaría completamente desinfectado y se eliminaría cualquier riesgo de que la infección se extienda.

La endodoncia puede ser en algunos casos un tratamiento complejo y no siempre se puede garantizar su éxito.

Para evitar las complicaciones de realizar una endodoncia lo más adecuado es mantener una buena higiene dental, visitar la clínica dental al menos una vez al año y mantener siempre controladas las caries.

Habitualmente una caries podrá atajarse a tiempo a través de un empaste dental.